fbpx

La ventilación cruzada, tu aliada para no utilizar el aire acondicionado

Dentro de nuestras viviendas es necesario ventilar para renovar el aire interior y que el ambiente este más limpio.

La ventilación cruzada se basa en generar corrientes de aire naturales dentro de nuestra vivienda, que permitan su renovación y al mismo tiempo mejoren las condiciones climáticas de la misma. Para ello tendremos que abrir una ventana en la fachada donde más sople el viento, y otra en el lado opuesto. Esto hace posible que el aire circule desde la zona de altas presiones a las de bajas, como consecuencia, se generará una corriente de aire interior, que por lo normal nos permitirá mantener más fresca nuestra vivienda y reducir los consumos de aire acondicionado.

Son muchos los edificios que incorporan este sistema de ventilación, incluso los más antiguos. La ventilación influye la eficiencia energética, por eso es importante regular el aire que entra y sale de la vivienda, ya que si no se hace de forma controlada, podemos estar incurriendo en unos costes energéticos muy elevados. Por ejemplo, tener abiertas las ventanas mientras tenemos encendido el aire acondicionado. La ventilación cruzada se utiliza frecuentemente en la arquitectura bioclimática si bien, simplemente un diseño adecuado de la posición de los huecos de fachada nos puede permitir aprovecharnos de ella.

Es una técnica que no se puede aplicar en todos los lugares, sino que depende de las características de los vientos que se generan, de alta y baja presión, no obstante siempre podremos hacer un estudio de nuestro entorno para poder favorecer las corrientes de aire. Por lo general los vientos más frescos provienen del norte, ya que es siempre la zona más fría de la vivienda, además de ser donde no incide el sol, si bien para poder aprovecharnos del viento, es importante conocer cuál es el predominante, así como averiguar si este viento se ve influenciado por alguna masa de agua como puede ser el mar o un lago, que le aportara humedad y que hará que baje la temperatura. Por este motivo en la zona del Levante español, será interesante tener huecos al Este que nos permitan la entrada de aire procedente del mar.

Por otro lado, nosotros podemos ayudar a generar estas corrientes de aire a través del uso de la vegetación, que nos permitirá crear zonas en nuestra vivienda con diferente nivel de humedad y por lo tanto con diferente presión.

Si la ventilación se realiza de forma correcta, en muchas ocasiones será innecesario el uso de aparatos de aire acondicionado puesto que, con estas medidas, se elimina el aire caliente. La ventilación cruzada es uno de los métodos más habituales en edificios sostenibles.